Urtubey, Romero y la pelea por el pillaje de la Provincia | Salta Entre Líneas
Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

No Comments

Urtubey, Romero y la pelea por el pillaje de la Provincia

Urtubey, Romero y la pelea por el pillaje de la Provincia

 

leo juarez

 

Por Leonardo Juárez

 

Como consecuencia de la profundización de las contradicciones de las diversas bandas que forman la lumpen burguesía argentina, surgen voces que se auto adjudican derechos sobre la riqueza petrolera. No es nueva la discusión. En la década del veinte el General Mosconi le dijo a Yrigoyen (presidente de la Nación): “si usted permite que los gobernadores determinen sobre la riqueza petrolera, ésta pasará íntegramente a las manos de la Standard Oil, y de esa manera la riqueza generada a los bolsillos de la familia Rockefeller”. El GOBERANDOR PROVINCIAL QUE ENTREGO LOS Recursos petroleros a Estándar Oil era Robustiano Patrón Costa. Romero pretende arrogarse el derecho de explotar – él y sus secuaces – las riquezas de Salta. Cree que ya es hora que Urtubey y su banda le dejen el espacio que él una vez les cedió. (Paradojas de la vida económica local, la hija de Romero esta casada con uno de los nietos del “prócer” conservador, todo queda en familia.)

Las bandas punguistas  no tienen ningún otro objetivo que el lucro fácil de la renta obtenida por acuerdos y concesiones al imperialismo. Como ejemplo paradigmático es fácil observar el deterioro total de la red ferroviaria que alguna vez se construyó en Salta. Fue privatizada en los noventa con la complicidad de toda la dirigencia sindical y el partido peronista, que es la garantía de “gobernabilidad” de la Nación Argentina. El sistema ferroviario en la provincia superaba los mil quinientos (1500) kilómetros de longitud. Comunicaba la provincia con Chile y Bolivia. Hoy, no está operativo ningún ramal con seguridad. El resultado de la privatización fue nefasto, pero mucho peor para el sistema ferroviario fue la bochornosa estatización que realizó el general Perón en su primer gobierno. La burguesía argentina encontraba más y mejores negocios en la corruptela que en el desarrollo capitalista. Los productores agropecuarios provinciales saludaron con alegría la privatización y hoy quieren que el pueblo trabajador le construya nuevos trenes cargueros para pagar menos flete.

Los recursos petroleros de la provincia, como así también la red ferroviaria, deben ser desarrollados, administrados y operados por empresas estatales con control obrero y popular. Nunca más deberían estar conducidas por representantes de los partidos burgueses y de las bandas de caciques sindicales.

La destrucción de la petrolera YPF estatal, al igual que Ferrocarriles Argentinos, fue un plan de robo ejecutado por el peronismo y el resto de la burguesía lumpen, que recoge las migajas que en la provincia se le caen a los Romero y los Urtubey. La mayoría de los salteños en la actualidad desconoce la importancia que tuvo la red ferroviaria, como así también la cantidad y calidad del petróleo y gas que lastimosamente aún se produce.

¿Vendrán nuevos créditos internacionales para “reconstruir” estas empresas? El pueblo argentino, si continúa ésta saga de mafiosos , volverá a “ajustarse” para pagarlos; como indica el carácter neocolonial de nuestro país, los gobiernos nacionales y provinciales volverán a pedir otro esfuerzo para “HONRAR SUS DEUDAS”.