Seguridad, Salud y presupuesto, las asignaturas pendientes contra la violencia de género en Salta | Salta Entre Líneas
Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

No Comments

Seguridad, Salud y presupuesto, las asignaturas pendientes contra la violencia de género en Salta

Seguridad, Salud y presupuesto, las asignaturas pendientes contra la violencia de género en Salta

Desde el Observatorio de Violencia contra las Mujeres- OVcM- se presentó días atrás el informe anual que da cuenta del estado en que se encuentra la provincia de Salta, en donde la emergencia por violencia de género (sancionada en septiembre de 2.014) fue prorrogada hasta 2.020. Pía Ceballos, directora del Observatorio, dio detalles sobre algunos de los datos relevados por el organismo y remarcó que las áreas con mayores falencias son los ministerios de Seguridad y de Salud, sumado esto a la falta de presupuesto.

Inicialmente, recordó que la función del organismo es la de “brindar insumos a través de un monitoreo y de herramientas concretas, que permitan el análisis del fenómeno de la violencia de género en la Provincia de Salta”, para luego agregar: “En este tercer año podemos hacer un trabajo mucho más profundo en ese análisis para detectar cómo ha pasado el tema de la prevalencia de la violencia en nuestra provincia, viendo uno de los puntos cuantitativos que tiene que ver con la cantidad de denuncias, la cantidad de mujeres asistidas en situación de violencia”.

En este sentido, precisó que durante 2.017 fueron 9920 las denuncias realizadas, mientras que en el primer semestre de 2.018 fueron 7237, reflejando el aumento de las “distintas situaciones y tipos de violencia que sufren las mujeres, que atraviesan también las identidades no binarias”. Además, indicó que el informe cuenta con un apartado sobre la encuesta realizada a la población trans en el departamento San Martín durante este año, datos que serán luego entrecruzados con el resultado de la encuesta realizada en 2.016.

La Directora señaló que quienes deseen acceder al documento pueden hacerlo a través de la página del organismo www.ovcmsalta.gob.ar. “El informe tiene alrededor de 180 páginas en cuyos apartados uno y dos habla de datos y del monitoreo de las políticas públicas, pone en relieve el trabajo que hicimos en relación a los 11 ministerios presentes en la Provincia de Salta y cuáles de ellos cumplen con la normativa de la erradicación de la violencia contra las mujeres, las normativas vigentes en relación a los derechos de las mujeres”, destacó.

Siguiendo esta línea, aseveró: “Son muy pocos los ministerios que abordan, el presupuesto es nulo, solamente un solo ministerio da cuenta de un presupuesto, pero tampoco se especifica cuál es el dinero que se destina a esa área que aborda el tema de asistencia como la parte de prevención. Hemos logrado detectar que hay otros ministerios que también hay una inversión pero que no dan cuenta de esta información a este organismo”.

Ceballos, además, subrayó que “son sumamente importante estos datos para toda la Provincia de Salta, y sobre todo para las organizaciones de mujeres y las organizaciones que trabajan a favor de los derechos de las mujeres, porque van a poder encontrar datos concretos, herramientas que van a permitir ir adelante para exigir a los estados municipales, provinciales, al Poder Ejecutivo, al Poder Judicial, medidas concretas en torno a modificar esas prácticas de violencia”.

“El informe es riquísimo en cuanto a información, a estadística, a análisis. Creo que estamos avanzando, no solamente en el aporte de insumos y herramientas, sino en lograr interpelar. Si no leemos con estos ojos y con esta lupa para detectar dónde se presentan estas prácticas y qué es lo que hay que modificar, y cómo traducimos esto en política pública, porque estos informes no sirven de nada si los decisores políticos en los tres poderes del Estado no se sienten interpelados por estos informes. Nuestro trabajo debe permitir que las recomendaciones que hacemos sean tenidos en cuenta, que tengan la gentileza de leer los informes y modificar esas prácticas acorde a los derechos de las mujeres”, enfatizó.

Ministerio de Seguridad, desaprobado

Según señaló Ceballos, algunas cosas ha logrado mandar el Ministerio de Seguridad que nos permite hacer un monitoreo, hacer un relevamiento y poner esos datos que están reflejados en los cuadros, pero hay otros casilleros que aparecen en blanco”, y aseveró: “El Ministerio de Seguridad es uno de los ministerios que tiene que, inmediatamente, rever muchísimas de las prácticas en relación a la violencia de género, y sobre todo pensando en qué es lo que se presenta en las prácticas diarias en localidades en donde el único lugar que tiene la mujer para ir a plantear la situación de violencia es un destacamento policial”.

“Cuando en ese destacamento policial se la juzga a la mujer, se la cuestiona o no se le quiere tomar la denuncia, que son algunas de las situaciones que nosotras reflejamos en el informe, están violando esas leyes, no solamente por la toma de la denuncia sino que se la revictimiza”, explicó al tiempo que aseguró que “esto sucede y es muy común en muchas localidades de la Provincia”. “Por eso el Ministerio de Seguridad es uno de los ministerios en los que se necesita avanzar, no solo en rever toda la formación de la escuela de agentes policiales, sino también cambiar los protocolos de actuación”, insistió.

Agregó que uno de los hechos que personalmente ha denunciado con mayor frecuencia son “el atropello y las detenciones arbitrarias en contra de las libertades de las personas trans”, y remarcó: “Para tener un análisis de esto que es complejo, que tiene que ver con el fenómeno de la violencia en nuestra provincia y que su producto final es algo terrible, como la muerte de mujeres, como es el femicidio, como son los travesticidios, necesitamos el aporte de estas instituciones, que muchas veces no son hostiles a estos monitoreos y a estas sistematizaciones que hacemos”.

Falencias en Salud

“En el Ministerio de Salud no hemos podido avanzar a la efectivización del artículo 11 de la salud integral de las personas trans- de la Ley 26.743 de Identidad de Género-”, aseguró Ceballos al señalar, por ejemplo, que existe una única endocrinóloga que aborda el tema de tratamientos hormonales dentro del Programa de Salud Sexual y Reproductiva, con lo cual remarcó que “hay una ausencia de esas políticas reales internas” y que “no todo el sistema de salud y los agentes de salud están capacitados para el trato digno de las personas trans, para el abordaje de una salud integral para las personas trans”.

Asimismo, hizo referencia a la capacitación brindad desde el Observatorio durante este año en el Hospital Público Materno Infantil, la cual estuvo a su cargo, y lamentó que “los asistentes eran menos de 30 personas”. “Hay mucha resistencia de parte de los efectores de salud a los marcos normativos y lo derechos humanos de las personas trans, y ahí nos encontramos con este desfasaje y con que necesitamos que el Ministerio de Salud, desde la autoridad máxima, genere algún tipo de mecanismo interno para permitir que esas personas vayan a estas capacitaciones, porque los agentes del Estado, en todas las instituciones, no pueden desconocer las leyes y estar violando los artículos que hablan de los derechos humanos y sobre todo en poblaciones que son tan vulneradas como la población trans”, remarcó la referente del Observatorio.

Si bien reconoció los casos en los que se ha logrado, entre otras cosas, intervenciones efectivas dentro del ámbito de la salud, insistió respecto a que “todavía hay mucha resistencia para que se ejerzan los derechos y se atiendan a las personas trans con un trato digno, y se logre avanzar en una sociedad igualitaria”.

Sin presupuesto

En materia presupuestaria, la Directora indicó que aún no tuvieron una notificación oficial en referencia a algún recorte para 2.019. Señaló que al presentar el presupuesto desde el Observatorio este año se tuvo en cuenta el del año anterior, además de las cifras de la inflación, y destacó: “Este año, para la encuesta de la población trans en Tartagal el único insumo del organismo fue para las encuestadoras, fue lo único que se pudo pagar en ese momento. Contamos con un presupuesto mínimo. Por ahí han salido noticias en contra del presupuesto que tenemos como si tuviéramos un presupuesto millonario y eso, en términos concretos, no es así. En muchas ocasiones sale de nuestro propio bolsillo para sostener acciones. No debería ser así, necesitamos que el Estado se comprometa con un presupuesto serio”.

“Necesitamos una universidad abierta e inclusiva”

El viernes último, desde la Cátedra Abierta de Investigación y Extensión Lohana Berkins, de la Universidad Nacional de Salta, se presentó el Informe del Relevamiento a la Población Trans del Departamento San Martín de Salta, realizado junto al Observatorio de Violencia contra las Mujeres Rosana Alderete. Pía Ceballos, directora del Observatorio y referente de Mujeres Trans Argentina en Salta, destacó el trabajo que se viene realizando la cátedra y enfatizó: “Necesitamos una universidad abierta e inclusiva”.

“Hace tres años hemos empezado a trabajar con algunos compañeres en la universidad, algunos docentes que nos habilitaron en el espacio de la para universidad trabajar proyectos”, subrayó la dirigenta al tiempo que destacó que la cátedra constituye “un proyecto colectivo” y recordó que “va a funcionar el año que viene como cátedra libre, donde no solo van a circular marcos teóricos en relación al feminismo y en relación a autoras travestis y trans, sino que también se van a en poner en cuestión algunos ejes establecidos en la sociedad que tiene que ver con la trama y la historia de vida de la población y de los movimientos travestis y trans en la Argentina, y los aportes teóricos que dan a esta deconstrucción”.

En este sentido, analizó: “En este transitar han sido expulsadas las personas trans que han intentado llegar a la universidad o que han asistido, y son muy pocas las que han logrado concretar sus estudios, necesitamos una universidad abierta e inclusiva”.

“Es un desafío de este colectivo donde hemos sumado el arte, la cultura, estudiantes y docentes de bellas artes. Estamos encaminadas porque esta Salta conservadora también tiene un lado que tiene que ver con nuestro habitar el espacio publico, el espacio dentro de esa universidad, el espacio en las calles, y un poco también con el archivo de la memoria. Porque en Salta no hemos nacido las personas trans en 2.012 con la Ley de Identidad de Género, sino que hay un recorrido histórico que viene de finales de la dictadura y comienzo de la democracia”, puntualizó.

Fuente: Sapo de otro pozo/ FM Noticias 88.1 Mhz.