“Qué grave debe ser la situación económica que juegan la mayor carta que tienen, que es Cristina Fernández” | Salta Entre Líneas
Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

No Comments

“Qué grave debe ser la situación económica que juegan la mayor carta que tienen, que es Cristina Fernández”

“Qué grave debe ser la situación económica que juegan la mayor carta que tienen, que es Cristina Fernández”

El jueves último, el juez federal Claudio Bonadío dictó el procesamiento con prisión preventiva de la ex presidenta y actual senadora Cristina Fernández de Kirchner, y solicitó su desafuero. Esto se dio, además, en el marco de las detenciones que vienen realizando de dirigentes y ex funcionarios kirchneristas. El historiador y dirigente del Partido Comunista en Salta, Leo Juárez, opinó al respecto y aseveró: “Qué grave debe ser la situación económica que juegan la mayor carta que tienen, que es Cristina Fernández”.

“Acá claramente está en riesgo la violación de la Constitución y las normas democráticas. A mí no me sorprende porque históricamente han sido violadas. El capitalismo es un sistema que cuando necesita violar la Constitución la viola tranquilamente porque el fascismo ha sido una respuesta del capitalismo, y las dictaduras militares han sido respuestas del capitalismo a las crisis propias del capitalismo”, sostuvo el historiador en tanto subrayó: “Si no se manejan con Decreto de Necesidad y Urgencia”.

Siguiendo con su análisis, y ante la falta de un juicio político y de cumplir los pasos que se debería, subrayó: “Hay una clara violación de las mismas reglas y normas constitucionales que ellos ponen, porque yo entiendo que responden a una situación política que tiene que ver con la gravedad de la crisis económica”, con lo cual observó: “Qué grave debe ser la situación económica en la Argentina y qué tienen que tapar, que se aceleran los tiempos políticos para tapar la dimensión de la crisis y juegan la mayor carta que tienen, que es Cristina Fernández”.

Además, aseguró que “el dato nuevo no es que haya ajuste o que vaya en cana un presidente” al recordar que “de 1.930 para acá, salvo Alfonsín porque cayó 6 meses antes y Kirchner porque murió, todos los presidentes argentinos fueron presos”. “En otros lugares, donde se preserva la investidura presidencial no van presos, renuncian antes, acá van todos en cana. Así que era una cuestión de tiempo nomás esta jugada del macrismo para meter presa a Cristina Fernández”, analizó, en tanto cuestionó directamente el accionar de Mauricio Macri. “Un tipo que no tiene ninguna legitimidad, que está procesado, que tiene un crecimiento de su fortuna a partir de convenios con la dictadura militar y cuentas en paraísos fiscales, habla de moral, de legitimidad y de legalidad con la bragueta abierta”, dijo.

Para Juárez, “lo nuevo acá es la aceleración del tiempo político producto de las elecciones”. “Ya metieron la reforma fiscal, la reforma laboral. Acá, claramente se avanza en un ajuste que tiene como objetivo pagar deuda externa”, puntualizó al tiempo que subrayó: “Es el único plan económico que tiene el gobierno nacional, el endeudamiento externo, y es el único ingreso de divisas reales que tiene, junto con los negocios agroexportadores, pero ahí tienen un claro control las multinacionales cerealeras”.

Deuda y represión

Hizo hincapié también en el mecanismo que se emplea en el endeudamiento externo. “Desde el acuerdo con la Baring Brothers, que hace el hijo de Julio Argentino Roca, siempre ha sido el mismo mecanismo, el Estado pide préstamos internacionales, se los da a los privados, los privados quiebran y el Estado se hace cargo de la deuda externa. A los trabajadores y asalariados se les transfiere el endeudameinto externo. Y en algún momento ello requiere ajuste, menos recursos para jubilados, para educación, para salud, para pagar deuda externa. Además, ello requiere pulir los mecanismos de coerción, la policía, las fuerzas armadas”.

Asimismo, advirtió que “en algún momento esto va a explotar” y recordó que “Menem produjo un ajuste, privatizó, endeudó externamente, y no le explotó el país a Menem. Le explotó a De La Rúa y el que declara el default es Rodríguez Saá”.

Según sostuvo, “el macrismo quiere dar una prueba de valor, porque no solamente mandaron el ajuste, sino que los mataron a Santiago y a Rafael”. “Ellos están dando una prueba de ‘a mí no me va a pasar, a los partidos que no son peronistas los tumban, a mí no’. Y acá nosotros vamos a tener bien afinadas las fuerzas de seguridad para reprimir al campo popular. A ellos no les va a temblar la mano”, aseveró el dirigente quien además remarcó que “Romero- perteneciente al Partido Justicialista- acá mató 5 en el norte”. “Cuando hay momentos de ajuste los muchachos aplican la represión, y es el rol del monopolio de la violencia del Estado”, dijo.

Llamado a organizarse

“Estamos en una situación complicada para el pueblo”, alertó Juárez quien destacó que “no hay organizaciones populares ni movimientos obrero organizados que permitan el enfrentamiento en regla con el poder” sino que “son fracciones del movimiento obrero, centrales sindicales con menor peso o autoconvocados de movimientos sociales que empiezan este proceso de confrontación para defender los intereses de los sectores populares”.

En este sentido, reiteró: “Será una larga lucha en donde el macrismo quiere dar una demostración de que ellos están en el poder, son la derecha, el gobierno elegido por la gente, y que no les va a temblar la mano para reprimir inventando o generando cortinas de humo como estas cuestiones que tienen que ver con la embajada de Israel y los acuerdos con Irán, que ya han sido juzgados. Quieren dar una prueba de valor: ‘no hinchen las pelotas porque los vamos a cagar a palo, si tenemos que matar ya hemos demostrado que no tenemos problema y Bullrich está ahí para ser bancada’”.

“Este es el escenario trágico y grave para el campo popular en la Argentina en este período, hay que organizarse y salir a defender los espacios democráticos y una democracia social con inclusión y justicia”, subrayó el dirigente en tanto lamentó: “El proyecto de país de Macri es un país donde sobran 20 millones de argentinos, entonces funcionará la Argentina para Córdoba, para Santa Fe, para la Pampa húmeda, todo el sur y el norte somos inviables”.

Por otro lado, consideró que “estos 12 años han sido un proceso de desarticulación del campo popular” dado que “muchos militantes de estos 10 años solamente han militado al calor de apoyo estatal”, con lo cual “hay que hacer un aprendizaje de nuevo”. “Es una tragedia para el campo popular argentino, porque la CGT está para garantizar la gobernabilidad”, concluyó.

Fuente: Salta entre líneas/ FM Noticias 88.1 Mhz.