“Murieron como ratas uno detrás del otro”, dijo el hermano de una de las víctimas   | Salta Entre Líneas
Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

No Comments

“Murieron como ratas uno detrás del otro”, dijo el hermano de una de las víctimas  

“Murieron como ratas uno detrás del otro”, dijo el hermano de una de las víctimas  

Los cuatro rescatistas de Defensa Civil que perdieron la vida sofocando el incendio en las serranías de Guachipas fueron velados en las instalaciones de la Subsecretaría de Defensa Civil, sita en Las Heras 135 y sus cuerpos serán inhumados hoy por la tarde. Se trata de Víctor Ferreira, Daniel Vilte, Mauricio Valdez y Martín Albarracín.

El hermano de una de las víctimas cuestionó el equipamiento que llevaban para atacar el fuego. “En lugar de tener oxígeno los mandaron con un trapo en la boca y en la nariz para no respirar el humo. Murieron como ratas uno detrás del otro”, cuestionó  el joven.

“Quién me devuelve a mi hermano. Mi hermano era una excelente persona, tenía una vocación tremenda, sólo quería la superación y estudiaba todos los días para que no pasen estas cosas. Los chicos murieron porque tenían al frente a un jefe que es incompetente”, dijo el joven con profundo dolor.

“Menos mal que yo fui porque nos hubieran hecho un verso sobre cómo murió mi hijo. Lo bajé de los cerros a pulso durante dos horas. Decían que iban a mandar a un helicóptero, pero eso fue una mentira porque nunca llegó. A mi hijo lo asesinaron, lo mandaron directamente al fuego y no hay vuelta de hoja en esto”, dijo por su parte el padre de Martín Albarracín.

“A los chicos los mandaron al muere” porque no tenían los equipos de seguridad necesarios, dijo el tío de Martín Albarracín 

Un tío de Martín Albarracín dijo que la familia se enteró de lo sucedido por los medios de prensa y no por las autoridades de Defensa Civil. “Cuando llegamos al organismo la información que nos daban no coincidía con la que recibíamos de Guachipas, entonces a la una de la madrugada tomamos la decisión de viajar al lugar. Caminamos unos nueve kilómetros para llegar al lugar del hecho”, relató el familiar del brigadista.

“Cuando llegamos a Guachipas, la misma gente del pueblo nos comentó que los chicos (brigadistas) andaban comprando mortadela y galletas porque no tenían qué comer”, afirmó el tío de Martín Albarracín.

Sin protección

“A los chicos los mandaron al muere porque no tenían los equipos de seguridad necesarios para sofocar el fuego en las serranías. Tenían mochilas hidrantes con 20 litros de agua cuando todos sabemos que eso funciona cuando se queman pastizales, pero no para lugares donde hay árboles de más de dos metros de altura”, denunció. Además, tenían los barbijos que se usan en los quirófanos y un trapo húmedo en la boca para no respirar el humo, cuando en realidad tendrían que haber usado máscaras especiales para estos casos, apuntó el hombre conocedor del tema.

Asimismo descartó las versiones que dan cuenta que los cuatro brigadistas fueron encontrados muertos y abrazados. En realidad quisieron escapar del fuego porque no tenían oxígeno y murieron a metros uno del otro, aseguró el familiar de Albarracín que estuvo en el lugar.

“Cuando nosotros salimos para ir a Guachipas quisieron impedirlo, incluso desde Defensa Civil hablaron a la policía y dieron las características de la camioneta en la que íbamos, pero pudimos llegar”, acusó el hombre.

“El pueblo salteño está cansado de estas injusticias y siempre se tapa todo, en lugar de salir de dar la cara y reconocer que se cometió un error”, enfatizó el familiar de una de las víctimas del incendio.

Según se pudo averiguar, la finca donde se desató el fuego sería de la exministra de Justicia,  María Inés Diez.

Fuente: “Todas las Voces Todas”. F.M. Noticias. 88.1 Mhz