La Jefatura Policial de Orán monto un debate mediático donde se justificó la tortura a jovenes | Salta Entre Líneas
Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

One Comment

La Jefatura Policial de Orán monto un debate mediático donde se justificó la tortura a jovenes

La Jefatura Policial de Orán monto un debate mediático donde se justificó la tortura a jovenes

La jerarquía policial de la Unidad Regional Nº 2 de Orán monto una obra mediática en radios y televisoras de la ciudad para justificar las torturas a los detenidos en el destacamento del Barrio Abrahan Balut.

Manipularon a familiares de los efectivos detenidos para realizar una protesta bajo la consigna “La policía pega para defenderse de los delincuentes”.

De esta manera naturalizaron la tortura en el mismo tono que Urtubey y sus funcionarios justifican las violaciones de niñas, asesinatos de mujeres o los supuestos suicidios de adolescentes conflictuadas.

La Jueza de Instrucción Formal de Segunda Nominación de Orán, Norma Vera, ordenó la detención de siete policías señalados como los supuestos autores responsables de apremios ilegales en contra de dos menores de edad en un hecho ocurrido la semana anterior.

Los siete efectivos policiales pertenecientes a Infantería fueron detenidos por su presunta participación en los hechos ocurridos el pasado 3. La causa en la que están imputados está caratulada como “privación ilegítima de la libertad y apremios ilegales”.

Los hechos se produjeron en el barrio Balut. En ese lugar se habilitó tiempo atrás un destacamento policial.

La denuncia por los hechos fue radicada por una madre y una hermana de los menores.

Según la denuncia, el 3 de mayo los dos menores estaban bebiendo en la vía pública cuando llegaron los efectivos policiales para realizar el respectivo despeje pasadas las siete de la mañana. Tras el despeje los efectivos policiales salieron tras los dos menores. A uno lo ubicaron en el interior de una vivienda abandonada y al otro en su domicilio particular a donde ingresaron.

Ambos menores fueron subidos al carro de asalto policial a fuerza de golpes y adentro siguieron golpeándolos tirados en el piso del vehículo.

La existencia de estos golpes fue corroborada por el médico legal y también por los profesionales del Hospital que los atendieron posteriormente.

En el vehículo policial los trasladaron hasta un descampado conocido en San Ramón de la Nueva Orán como “El policia-de-salta-Basural”. Allí fueron obligados a bajar a los golpes y una vez en el lugar siguieron propinándoles golpes, ordenándoles que corrieran campo adentro.

Siempre de acuerdo a la denuncia que investiga la jueza, son vistos por un hombre que trabaja en una cortadera de ladrillos quien les brinda auxilio y llama al servicio de Emergencias 911.

Inmediatamente una vez al frente de la causa, la jueza Vera ordenó la revisión médica y el secuestro de los libros de Guardia de Infantería, Servicio de Emergencias 911 y Motorizada.

Los efectivos policiales fueron indagados en el transcurso de la jornada.

Mientras tanto, en Orán, la frontera más caliente del narcotráfico en la Argentina nunca en la historia fue detenido un narcotraficante de peso y talla, solo dealer o mucho peor, peregiles que tiene como condena social ser hijos de trabajadores desocupados.